Marrakech, la ciudad más visitada de Marruecos


La mágica y vieja Marrakech, llena de mezquitas, jardines, palacios y mercados, es una de esas ciudades que no puedes dejar de visitar. Respira el aire típico de aquellas ciudades árabes que estamos acostumbrados a ver, y si la conoces en persona, seguramente te sorprenderá: 


1. Jemaa el Fna


La plaza Jemaa el Fna es el corazón de Marrakech, literalmente. Casi todas las grandes rutas de la ciudad o empiezan o terminan en la plaza. Es aquella típica plaza árabe, donde por la mañana puedes encontrar monos con sus dueños, encantadores de serpientes y comerciantes de productos típicos como zumos, semillas y ropas.

2. Medersa Ben Youssef


El Medersa Ben Youssef es una de las construcciones más bonitas de todo el Marruecos. Se trata de la mayor escuela musulmana de Marruecos, con más o menos 800 alumnos del Corán. Aunque todo el conjunto exterior sea un exponente de la arquitectura marroquí con cuidado en los mínimos detalles, el interior también sorprende mucho y seguramente vale tu visita.

3. Muralla de Marrakech


Las murallas de Marrakech rodean la parte antigua de la ciudad y la separan de los barrios más modernos y occidentalizados. Nacieron en el siglo XII y rodean la ciudad antigua a lo largo de 15 kilómetros, y en sus puntos más altos pueden alcanzar los 10 metros y mantienen una espesura de aproximadamente 2 metros a lo largo de todo el perímetro.

4. Mezquita Koutoubia


Muy cerca de la plaza Jemaa el Fna se encuentra la mezquita Koutoubia, el mayor edificio de la ciudad y uno de los postales más conocidos de Marrakech. Su nombre significa “la de los libreros", y hace referencia a su enorme biblioteca. Con sus 69 metros de altura se hace visible desde casi todos los puntos del centro de la ciudad, así que disfrute de un café árabe mientras mira la maravillosa vista.